Karim Benzema, el hombre que pudo marcar

Que en el remolino de fichajes que hubo este inicio de temporada en el Real Madrid no haya salido del club Karim Benzema ha sido algo que ha sorprendido a muchos.

En esa política de la máxima rentabilidad que parece llevar el club blanco con respecto a sus jugadores por la que o metes goles, o se los das a Cristiano Ronaldo o vendes muchísimas camisetas, que el delantero francés siga en el vestuario madridista un quinto año es una auténtica hazaña. Tras lo que para muchos ha sido otra temporada discreta, discretísima, a pesar de disponer de minutos de juego, Benzema volvía a dejar claro que no es el delantero asesino que otras temporadas ha requerido el equipo de Chamartín. 

Destacados-Benzema-gol-Real-Madrid-Cordoba

Benzema, entonces, hace otra cosa. Pero, ¿cuál?

Dado que Carlo Ancelotti, como buen italiano, no es un entrenador de tácticas especulativas, Benzema siempre actúa como lo que es, un nueve, un delantero centro puro. La diferencia entre lo que hace Ancelotti con Benzema de lo que hace Simeone con Mandzukic es que el equipo no juega para Benzema como en el Atlético se hace para Mandzukic. En el Madrid, se juega para Cristiano Ronaldo o... casi no se juega. Y a Benzema, quizá por su carácter dentro y fuera del campo, le ha sentado bien ese traje de secundario en los espectáculos del Bernabéu.

Ancelotti tiene a dos cañones en el campo: Gareth Bale y Ronaldo. Dos jugadores con una potencia física como rara vez se ha visto, explosivos y eficientes. Ahí están los datos de inicio de temporada del portugues, por encima del gol de media por partido. Y las dudas iniciales de Bale se han diluido tras sus apariciones decisivas con gol en momentos delicados del equipo en distintas competiciones.

Y ahí, en medio de los dos, está Benzema. Arrastrando o fijando defensas para que sus compañeros centren o hagan las diagonales frente al área a placer. Eso no quita que de vez en cuando el francés robe el protagonismo a sus compinches con un zapatazo que nos recuerda que él, también, sabe marcar goles. Golazos.

Benzema_2015_Grito_Dentro_68_original

¿Y eso es suficiente para un delantero estrella comprado por 35 millones de euros? Sí. Por unas sencillas razones que dan los números y las estadísticas: el "discreto" Benzema, garantiza más de 20 goles por temporada en distintas competiciones y, algo sorprendente, ha recibido únicamente 3 tarjetas amarillas en los 4 años que lleva en el equipo madrileño. Eso sí que es discreción y jugar para el equipo.

La estrategia de Benzema no es la única que se puede llevar para sobrevivir en un equipo donde un monstruo como Ronaldo se lleva todos los focos, elogios y portadas. Ahí está Neymar, un delantero que está demostrando ser tan joven como hábil en su manera de encajar en el Barcelona donde la hegemonía es de Messi. Neymar mete tres goles en un partido y recibe el abrazo sonriente de Messi. ¿Abrazaría Ronaldo alegremente a Benzema tras un hat-trick?

Si realmente te gusta el fútbol y te quieres divertir, haz esto: en las repeticiones por televisión de los goles de Ronaldo y Bale con el Madrid, olvida al locutor y busca a Benzema. Síguele con la mirada, fíjate en lo que hace, comprueba si ha pedido la pelota u, oh sorpresa, no lo hace. Mira si busca el espacio u, oh sorpresa, va hacia el centro de la portería.

Y entonces, planteáte si tú, siendo presidente del Real Madrid o su entrenador, prescindirías de él.

Karim Benzema Copa Mundial de Fútbol 2014

 

Futbol Factory

Leave a reply